ONGVoluntariado-testimonio-voluntario-voluntariado-internacional«Mi nombre es Conso, y he participado en el proyecto de Educación Inclusiva en Nicaragua.

Este ha sido mi primer voluntariado internacional, aunque perseguía esta idea desde hace años. Lamentablemente los miedos, las circunstancias del momento, las dudas y la incertidumbre que todo el trámite genera siempre me frenaban.
Afortunadamente una amiga y compañera de viaje contactó con ONGVOLUNTARIADO y a partir de ahí todo aquello que me frenaba se fue convirtiendo en una motivación. Se agradece la claridad, la sinceridad y la utilidad de todas aquellas recomendaciones, la gestión y la atención  continua que se realiza por vuestra parte, es un apoyo fundamental/esencial para todos aquellos que estamos intentando llevar a cabo una experiencia de este tipo.
Tenía ganas de narrar y comprobar que el viaje finalizaba igual de bien que empezaba y puedo confirmar que ha sido mucho más. Al final te das cuenta que no es tan sólo un voluntariado internacional, sino que implica integrarte, adaptarte y conocer una cultura totalmente diferente a la tuya.  Significa compartir experiencias y el día a día con personas que no conoces de nada  y que al final se convierten en tu familia, en tus amigos. Significa crecer, aprender conocerte a ti misma, asombrarte, superarte…
No quiero decir con esto que todo haya sido de color de rosa y tengo que reconocer que en más de una ocasión (y en más de dos…) pensé “¿qué hago yo aquí?”,  pero esos momentos son inmediatamente superados cuando miras a tu alrededor  y ves una sonrisa,  sientes una caricia, recibes un dibujo o sientes el apoyo de un compañero. Y es curioso, porque es ahí cuando realmente te das cuenta de la afortunada que eres por estar viviendo esa experiencia.

No me gustaría finalizar sin animar a todas las personas que están indecisas; ¡contactar, preguntar, indagar y no os quedéis ni con las dudas ni con las ganas!Y por supuesto sin agradecer a todos aquellos que han compartido conmigo esta aventura y que han hecho que sea tan especial…»